¿Cómo metemos a un rey en una caja sin tocarlo? El pudridero de los reyes de España

Todos conocemos la frase: “A rey muerto, rey puesto”. Pero… ¿qué hacen con el cadáver? Sí, parece sencillo, lo colocan en el Panteón Real del Escorial (1). Pero ¿cómo hacen para que quepa en esos pequeños cofres (2)? Muy fácil, dejando pudrir el cuerpo de sus majestades. Parece asqueroso, pero esta práctica sigue haciéndose desde hace siglos (3). Y se hace en una estancia misteriosa conocida como el pudridero; sin duda, el que eligió el nombre fue poco original. La …

El saber no ocupar lugar…

Viudo desgraciado recupera la alegría de vivir con amante veinteañera: Carlos V y Bárbara Blomberg

Todos conocemos la historia de amor entre Isabel de Portugal y Carlos I de España y V de Alemania. Un amor que duró más allá de la muerte, la unión de dos almas gemelas por toda la eternidad, bla, bla, bla. ¿No os huele todo esto un poco a cuerno quemado? Los más escépticos se verán reconfortados al saber que hubo otra mujer que apareció en la última etapa de la vida de Carlos V. Esta mujer tuvo más repercusión …

El saber no ocupar lugar…

Un Donald Trump en la corte de Felipe III. La xenofobia y el racismo como cortina de humo en la Historia

El racismo y la xenofobia han sido instrumentos bastante usados a lo largo de la historia para sacar réditos políticos mediante el enfrentamiento de los ciudadanos de una misma sociedad; si no que le pregunten a Donald Trump, Marine Le Pen, Nigel Farage o a los pelones de Amanecer Dorado en Grecia, los cuales tienen la lección bien aprendida. La mayoría de estos casos se realizan contra ciudadanos y colectivos claramente integrados en la vida social y que no suponen un …

El saber no ocupar lugar…

El ocio en el Siglo de Oro, sin Instagram ni Pokémon Go

Hoy en día, la gente se pasa el día conectada a Internet, comprobando a cuántas fiestas han ido sus amigos este fin de semana o viendo cuántos followers tiene Fulanito y Menganito. Otra gente, no sé si más inteligente que la anterior, prefiere ver reality shows tales como Gran Hermano o Sálvame, ocio al fin y al cabo. Algunas personas optan por jugar a Pokémon Go, o se van a conciertos a cogerse la mayor borrachera de su vida. No …

El saber no ocupar lugar…

Elisabeth: una emperatriz de leyenda y mito

Confesiones de Isabel de Baviera (Sissi) a su profesor griego, Constantin Christomanos, 1891. (1) No me quedó otro remedio que vivir como una ermitaña. En el gran mundo me persiguieron y me juzgaron mal, me hirieron y me calumniaron tanto… Y sin embargo, Dios, que ve en mi alma, sabe que jamás le hice daño a nadie. Seguramente has escuchado algo de Sissi o has visto las mil y una películas ñoñas que parecen un cuento de hadas. Esto es …

El saber no ocupar lugar…

Juego de Tronos I: El inicio de la Guerra de Sucesión Española

Guerra de Sucesión Española

El 1 de noviembre de 1700 fallecía el rey Carlos II. De forma sorprendente para algunos, dejó en su testamento como sucesor a Felipe de Anjou, nieto de Luis XIV y sobrino – nieto del rey. De esta forma, se ponía fin a la presencia de la Casa de Austria en la Monarquía Hispánica y se iniciaba un nuevo periodo, el de la odiada casa de Borbón(1). La mala salud del último representante de los Austrias hizo que casi desde …

El saber no ocupar lugar…

Juana de Castilla, ¿la Loca?

Juana la loca

Ordeno y mando que cada vez que la dicha princesa, mi hija, no esté en mis reinos […] o estando no quisiera o no pudiera ocuparse del gobierno de los reinos […] en dichos casos el rey, mi señor, administre, rija y gobierne los mis mencionados reinos y, que tenga la administración y gobierno por la dicha Princesa, hasta que el infante Carlos, mi nieto, […], haya cumplido veinte años.  Testamento de Isabel la Católica. (1) Cuando el doce de abril …

El saber no ocupar lugar…

El caso Juan de Escobedo: dime cómo matas y te diré qué quieres….

Escobedo

“En aquella corta calle / más bien callejón estrecho / que por detrás de la iglesia / sale frente a los Consejos / se halló tendido un cadáver / de un lago de sangre al medio. / Con dos heridas de daga / en el costado y el pecho, / y como rico ostentaba / la cadena de oro al cuello / y magníficos diamantes / en los puños y en los dedos / que obra no fue de ladrones …

El saber no ocupar lugar…

Carlos II: Mi padre y mi madre, tío y sobrina, y yo tan normal

Imagínese un rey menor de edad, un niño raquítico, enfermizo, epiléptico, pálido, esmirriado y enclenque que apenas se tenía en pie. Un rey que no destacó por sus dotes intelectuales, sino por todo lo contrario, pues hasta los nueve años no aprendió ni a leer ni a escribir. Ahora, imagínese un imperio de unos veinte millones de kilómetros cuadrados, cuyos territorios están distribuidos por todo el planeta y cuya población es de lo más variada culturalmente (africana, amerindia, asiática, europea …

El saber no ocupar lugar…